Aprender a parar


Ir más despacio en este mundo está mal visto.
Cada vez que estoy con alguien y comento la necesidad de parar siempre obtengo la misma respuesta: "Ya me gustaría, pero no puedo."


Parar tiene mala prensa. Le damos más prioridad al hacer que al ser. 


¿Qué significa parar? 

Existe la idea generalizada de que parar significa "no hacer nada" pero no es lo mismo. En realidad "no hacer nada" es hacer algo: nada. 

El hecho de parar tiene muchos sinónimos: 

  • desacelerar
  • tomar conciencia
  • estar
  • ser
  • no interferir

Parar significa estar en el presente. En el aquí. Ahora. Justo en este instante en el que tecleo y tú lees. Es estar en este instante sin pensar en el pasado o en el futuro. 

El no poder parar no es cierto. Lo que ocurre es que no queremos parar y tampoco sabemos cómo hacerlo. Mantenernos ocupados alivia la inquietud de no saber. No saber quiénes somos ni hacia donde vamos. 

Es la convicción de que si estamos "ocupad@s" manejamos la realidad. La controlamos y necesitamos controlarlo todo. 

























Ventajas de estar en el presente

Estar en el presente no es nada místico ni reservado a gente iluminada. Estar presente es estar atent@. Atento de verdad. Es escuchar, observar, sentir implicándose con los cinco sentidos, con interés tal y como aprendemos en mis talleres de creatividad Foto Lov y +perspectiva. Significa sacar el modo automático de nuestras vidas para ser conscientes y disfrutar al máximo porque cuando estás en el presente:


-Ganas claridad:  te enfocas y todo surge de manera  natural. Ves cosas que antes no eras capaz de ver. Te fijas en detalles que nadie más ve. La perspectiva se amplia. 


- La calma te invade: cuando estás tan concentrado en el momento en el que estás todo fluye y esa sensación aporta mucha tranquilidad.


- Eres más positiv@: no sufres de ansiedad porque ésta sólo aparece cuando vives en el pasado o en el futuro. Sabes apreciar mejor las cosas y eres capaz de observar las emociones negativas desde otra perspectiva. 


Hay muchas maneras de estar en el presente. Es tan fácil como centrarte en lo que hay delante de tí ahora mismo e intentar dibujarlo, observar tu respiración durante diferentes momentos en el día, mirar las cosas como si fuera la primera vez que las ves... Es tan fácil como querer hacerlo. 


Hay una ley que se llama "la ley del esfuerzo invertido" del psicólogo y farmacólogo francés Emilie Coué que dice así: Cuando intentas permanecer en la superficie del agua, te hundes; cuando tratas de sumergirte, flotas. 
No tengas miedo a perderte nada si te paras. Igual las cosas que nos perdemos son por estar en continuo movimiento. Un movimiento desmesurado. 




15 comentarios:

  1. Gracias por este post¡¡ tener en cuenta el descanso es de las cosas mas necesarias en la aventura del emprendedor¡¡¡

    ResponderEliminar
  2. Y lo difícil que nos parece muchas veces...
    Me ha gustado mucho el post. Soy una de las que siempre había pensado que lo mejor era estar siempre ocupada y la frase "Ya me gustaría, pero no puedo." de las más recurridas, por suerte, voy entendiendo que el darse un tiempo y disfrutar el momento es muy importante para conseguir llegar a donde sea.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  3. Que razón tienes Verónica. Yo he estado unos dias con una gran ansiedad,que aún hoy me dura.....y en realidad,leyendote,me he dado cuenta,que he estado viviendo en el futuro,sin pararme en el aquí y ahora...siempre acelerada,por llegar,no se a donde.... Menos mal que andas por aqui,con el semáforo en rojo..jejejeje. Un abrazo.:)

    ResponderEliminar
  4. La semana pasada lo noté, justo, este cansancio de no parar.El bajón repentino cuando todo iba bien.y pensé en tu ultimo post sobre la energia.
    Decidi irme nada más que 2 dias en un lugar perdido en la montaña.Con un libro, una buena compania y mis agujas de tejer.
    El hecho de no tener nada que hacer (además lluvio :-)) me sentó tambien que volvi nueva y con la energia suficiente para afrontar estos proximos meses!
    Gracias!
    un abrazo!

    ResponderEliminar
  5. ayyy, qué importante, y a veces como nos lo complicamos para hacerlo realidad...

    p...e...r...o
    s...i...
    m...e...
    d...e...t...e...n...g...o,
    s...o...y :)

    gracias Veronica!!

    ResponderEliminar
  6. XaruXamú...como me alegro que estés ya llena de energía! muy sabia tu decisión de desconectar!! Me alegra mucho que te hayas pasado de nuevo por aquí!! Un abrazo bien grande!!

    Kikuli...sé, sé...que te necesitamos "siendo". ¡Abrazo grande y gracias a ti!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Paso a menudo en realidad...pero sin hacer ruido;-)
      a abrazo!

      Eliminar
  7. Me ha encantado, en esta etapa de mi vida mas que nunca creo que parar significa evolucionar, volver a recuperar mi esencia, las ganas, ese rum rum de puedo superar lo que se ponga por delante. Muchas gracias

    ResponderEliminar
  8. :') es increible lo que escribes! ahora en mi vida, estoy pasando por cosas muy fuertes y he tenido mucho miedo e inseguridad y leer tus palabras me han alviado. gracias por alimentar la web de cosas tan positivas! :)

    ResponderEliminar
  9. Loli Rodríquez, Dulce Rosaura.... mil gracias a vosotras por estar aquí y leerme!! Un placer muy grande!!

    ResponderEliminar
  10. Está muy bien el post. Yo a veces me paro, y miro como si fuera la primera vez que veo algo. Suelo hacerlo con árboles, parques, etc. Y estoy unos minutos y veo cómo se mueven las hojas, un pájaro en una rama, la luz del sol, etc. Es una experiencia genial. La aprendí, no recuerdo de que libro, junto a una frase "ahora me doy cuenta" y entonces miras, y es, efectivamente, cuando te das cuenta de todo lo que pasa a tu alrededor en ese preciso instante, y no lo veías, por no parar!.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por compartir tu experiencia aquí! Abrazo grande!

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...